Translator

"Buscando la diferencia". 05 de Junio de 2013.



Ahora que podemos encontrar casi todas las marcas alrededor del mundo, los mismos servicios y hasta casi los mismos alimentos, las compañías luchan desesperadamente por lograr la diferenciación de sus productos y servicios. Situación que se hace cada vez más complicada con la rápida imitación de esta recién alcanzada diferenciación por parte de otras compañías. En el pasado, una ventaja relativa era distintiva y útil para cualquier empresa, pues esto le permitía diferenciarse de sus competidores para lograr la preferencia de sus consumidores. Sin embargo, en un mundo donde la calidad y el servicio ya no son una ventaja, sino una obligación, se hace necesario buscar en lo local la fuente de riqueza y diferenciación que los productos y servicios requieren.
 
Un hotel bajo el agua, un viaje a marte o a la luna, platillos exóticos que sólo se pueden probar en un solo lugar, vistas impresionantes o experiencias inigualables, son algunas de las cosas que se tendrán que ofrecer y que serán los nuevos atractivos turísticos. Si todavía está pensando en cómo cocinar pollo estilo “Kentucky” o cómo copiar la salsa de otro restaurante, se está quedando en el pasado. Donde tiene que buscar es en lo local, algo que difícilmente se pueda copiar. ¿Qué puede ser nuevo, diferente y difícilmente imitable?. Esa es la clave para los negocios del futuro. Los consumidores ya no quieren más de lo mismo. Sin duda, las marcas globales seguirán vendiendo y los restaurantes de comida rápida también lo seguirán haciendo, pues aunque muchos los han copiado, fueron diferentes en un inicio y siguen estando a la vanguardia para la mala suerte de sus imitadores. Para lo que ya está muy visto, muy probado o muy vendido, es tiempo de buscar la diferencia y la novedad.

Apple es un ejemplo fundamental de innovación, sin duda una de las compañías cuyo trabajo primordial consiste en desarrollar nuevas herramientas para sus consumidores. Sin embargo, no sólo en el rubro de la tecnología es necesario hacer innovaciones. Las empresas de turismo en el mundo, se encuentran preocupadas por ofrecer a sus consumidores no sólo una cama, un cuarto cómodo, un buen restaurante y todos los servicios que se esperan de ellos; el reto de hoy en día radica en ofrecer a los turistas nuevas experiencias que los hagan regresar y hacer una publicidad de boca en boca que los ayude a ser el destino elegido por muchas más personas alrededor del mundo. 

Quienes llevan la delantera en este segmento son los hoteles de Asia. Éstos son reconocidos por toda la industria por tener altos estándares de servicio, privacidad y naturaleza. Algunas tendencias que ya se han podido descifrar, son el deseo de algunos ejecutivos por tener un mayordomo a su completa disposición, visitas a lugares que sólo en ese país se pueden encontrar, platillos que sólo se pueden probar en esas tierras y bebidas que difícilmente se pueden adquirir en otro lugar, todos organizados por el hotel y con las mayores facilidades y comodidades que se esperan de los turistas. La individualización, los deseos personalizados y la oferta de lo local, serán la nueva tendencia.

Recuerde que aunque algunas cosas se consideran muy lujosas, en el futuro se volverán normales. Así fue como se consideraban algunos servicios del pasado, que ahora se han vuelto fundamentales para atender a los clientes en cualquier hotel.